Como viajar comodamente

      No hay comentarios en Como viajar comodamente

La mejor manera de viajar sin duda alguna es por carretera. Hay quien ni quiere hacer viajes largos en coche, por eso mismo, porque se hacen largos, porque son aburridos y porque son agotadores. Otros sin embargo disfrutan mucho de la complicidad que se crea cuando se viaja en coche. Cierto es que no es lo mismo hacer un viaje de varios cientos de kilómetros con dos niños pequeños en el asiento de atrás, con sus quejas, las paradas extras, los llantos, los lamentos por aburrimiento… que hacer un viaje con tu pareja, con los amigos o en solitario.

Pero claro, también es muy cómodo comprar un billete de avión o de tren y olvidarte de todo, de otra manera, viajando en coche tienes que preocuparte de varias cosas importantes como puede ser tener algunos teléfonos o páginas web de autodesguaces por si acaso nos surge algún problema con el coche poder solucionarlo a la mayor brevedad posible. En el caso de ser necesario siempre podemos comprar piezas desguace coches siempre podemos comprarlas en alguno de esos desguaces.

Los conductores habituales sabemos de sobra que el coche tiene que estar en perfectas condiciones, debe de estar siempre revisado y con el mantenimiento al día, con los neumáticos adecuados y la presión correspondiente. Pero esto no solo debe de hacerse de cara a las vacaciones o ante un viaje inminente, debemos de ser conscientes de que el coche con el que habitualmente nos movemos debe de estar bien cuidado tanto por fuera como por dentro, sobre todo por dentro. Debemos de asegurarnos de que le funciona todo correctamente desde las luces hasta los frenos pasando por los cinturones de seguridad, que le aceite esté en buenas condiciones y de lo contrario proceder al cambio de dicho líquido, el anticongelante y el líquido limpiaparabrisas en buen nivel y las escobillas de los limpia parabrisas en perfecto estado no vaya a ser que llueva y nos quedemos con mala visibilidad por no hacer las cosas bien.

Muchas personas deciden hacer su viaje en avión o tren e incluso en autobús, de esta manera se ahorran las revisiones de los coches, pero los que deciden hacerlas ya se la han dejado realizada para el resto del año y pueden salir de viaje con la seguridad de que su coche cumple con las normas, va bien revisado y no los va a dejar tirados en la carretera.